Homeopatía: reclamo de superación en esta terapia para utilizarla en la Atención Primaria de Salud
CARTA AL EDITOR

 

Homeopatía: reclamo de superación en esta terapia para utilizarla en la Atención Primaria de Salud

 

Homeopathy: upgrading reclamation in this therapy to use it in the Primary Health Care

 

 

Carmen Xiomara Moré Chang1, Claristel Blanco Ramos2, Lutgarda Pérez de Alejo Rodríguez3

1 Doctora en Medicina. Especialista de II Grado en Laboratorio Clínico. Máster en Medicina Bioenergética y Natural. Profesor Auxiliar. Investigador Agregado. Dirección Municipal de Salud. Santa Clara. Villa Clara. Cuba. Correo electrónico: kenyata@capiro.vcl.sld.cu
2 Doctora en Medicina. Especialista de I Grado en Medicina General Integral y en Medicina Física y Rehabilitación. Asistente. Dirección Municipal de Salud. Santa Clara. Villa Clara. Cuba. Correo electrónico: kenyata@capiro.vcl.sld.cu
3 Doctora en Medicina. Especialista de I Grado en Medicina General Integral y en Laboratorio Clínico. Profesor Auxiliar. Hospital Universitario "Arnaldo Milián Castro". Santa Clara. Villa Clara. Cuba. Correo electrónico: kenyata@capiro.vcl.sld.cu

 

 


DeCS: Homeopatía, superación profesional, atención primaria de salud, medicina tradicional y natural, educación médica.

MeSH: Homeopathy, professional development, primary health care, natural and traditional medicine, education, medical.


 

 

Agradecimientos especiales a esta revista de avanzada EDUMECENTRO, de Villa Clara que nos permite lograr, la tan necesaria e imprescindible visibilidad científica de todo lo que a diario hacemos, trabajamos y desarrollamos en bien de nuestros queridos y respetados pacientes.

La autora principal

Señora editora:

Las autoras de la presente carta pretenden expresar que aunque parece una especie de magia para los más incrédulos, los principios homeopáticos resultan hoy ciencia constituida que recorren cada punto del planeta y exitosamente alivian muchas dolencias.

Es importante observar que son pocos los gobiernos de diferentes países que se atreven a apoyar campañas de medicación masivas con productos homeopáticos; sin embargo, las autoridades cubanas en el año 2010 autorizaron el diseño de un preparado homeopático complejo, rotulado Nodegrip, que fue administrado como una estrategia más contra la pandemia de H1N11. Se aplicaba así la llamada homeoprofilaxis, cuyo antecedente en Cuba se remonta al enfrentamiento de las secuelas dejadas por el huracán Ike en la provincia de Holguín, en el 2008, donde se inmunizó a gran parte de la población mayor de un año de edad contra la leptospirosis, noticia que fue publicada por agencias noticiosas nacionales e internacionales1.

La actual tendencia cubana sobre la Homeopatía ha apoyado también el uso de fármacos profilácticos para enfrentar masivamente casos de conjuntivitis, polineuropatías y otras patologías.

La Farmacia Homeopática de Villa Clara, inaugurada en 1997, ha mantenido de manera exitosa sus producciones y expendios de fármacos a la población; la gama de medicamentos homeopáticos rebasa los 775 renglones, la mayoría destinados a enfermedades agudas o crónicas, también oferta productos de producción nacional, elaborados y procesados en el prestigioso Instituto "Finlay" de La Habana, los cuales alivian diversas dolencias, tales como: asma, cefaleas, rinitis, conjuntivitis, y reuma por citar algunas; sumado a ello y de reciente incorporación, los médicos especialistas en Medicina General Integral (MGI) de la provincia aplican la homeoprofilaxis con prevengHo-cólera y prevengHo-dengue, para la prevención de estas enfermedades2,patologías que han azotado fuertemente a la población de Cuba y otras regiones.

Los medicamentos de producción local que se elaboran en el ya mencionado establecimiento villaclareño, son prescriptos por médicos homeópatas capacitados que ponen al servicio sus conocimientos, pero al recibirse los fármacos profilácticos de producción nacional la situación cognitiva cambió, ya que la emergencia lleva a su aplicación masiva, y se han visto obligados a introducir la teoría homeopática, recordando así lo necesario de cumplir con el principio marxista de la relación dialéctica de la unidad indisoluble entre teoría y práctica3, lo que trajo como consecuencia la necesaria y urgente implementación de los Cursos Básicos de Homeopatía en la Atención Primaria de Salud (APS), como un paso de avance en la comprensión y uso de esta terapia.

Actualmente en los Lineamientos de la Política Económica y Social de Cuba4 para los próximos años, se define que se debe "… prestar la máxima atención al desarrollo de la Medicina Natural y Tradicional". Para darle respuesta a este planteamiento se requiere analizar la incorporación plena de la Homeopatía a la Medicina, que hoy cuenta con cientos de profesionales de la salud, diplomados y farmacéuticos calificados, a los cuales corresponde cambiar las perspectivas actuales, pues debe ser un sentir médico conocer de esta modalidad de la MNT e interiorizar qué mecanismos de acción posee, además de definir cuál es su impacto para la salud del paciente.

Sobre los Cursos Básicos de Homeopatía que se aplican a graduados de la especialidad en MGI por expertos en Medicina Bioenergética y Natural y en MGI, valorados estos y calificados como pertinentes, coherentes, necesarios y válidos por sus aportes teóricos y prácticos con la posibilidad de aumentar la calificación del profesional médico de la APS, se decidió enfatizar, a través de un programa curricular, la posibilidad de dejar sentadas las bases para un mayor conocimiento de esta ciencia útil y creativa, y todo ello generó la motivación adecuada para trabajar en el logro de las nuevas tendencias homeopáticas en Cuba. Por tanto, es necesario conocer la relación entre la especificidad de lo que preconiza la doctrina homeopática y la pluralidad en las formas revolucionarias y ventajosas que poco a poco se han ido desarrollando y que para nada constituyen elementos negativos en el uso de esta medicina, al contrario apuntan al buen y mejor desarrollo del proceso de salud- enfermedad en el paciente.

La mayoría de los homeópatas de la Atención Primaria de Salud en Villa Clara, asisten a la estandarización de la prescripción de un medicamento homeopático para cada síntoma, cuadro nosológico o enfermedad que presente el paciente, por lo que se advierte el riesgo de "alopatizarla" y de que al paciente, de esta manera, se le puedan indicar varios fármacos. Este hecho ha dado lugar a que se erija una concepción que día a día adquiere más seguidores: el complejismo o combinación de agentes homeopáticos bien ponderados y cuidadosamente mezclados.

Las bases de esta terapia fueron establecidas por Emil Burgi de la Universidad de Berna, Suiza, en 1910, al comprobar que dos fármacos de diferente acción específica, en función de su punto de operación, poseen un efecto aditivo o potenciador; no obstante el fundamento teórico metodológico de esta posición científica, en la medicina homeopática contemporánea se encuentra en la teoría de la complejidad5,6.

Una encuesta realizada a los 24 homeópatas practicantes activos de la provincia de Villa Clara, confirma que el 2 % de los médicos lleva a cabo el diagnóstico del medicamento homeopático y su prescripción a partir de la inferencia por el empleo del nivel de similitud anatomopatológico o fisiopatológico, un 0,7 % lo hace a partir del nivel de similitud patogenético, 2,8 % tienen en cuenta el nivel sintomático característico y el 0,35 % lo concibe a partir de la constitución.

En la práctica asistencial actual, la presencia de múltiples alternativas de métodos para el diagnóstico y la prescripción del medicamento homeopático pudieran develar diferentes grados de incompatibilidad con el sistema clásico enunciado por Hahnemann en 1796, pero todos tienen en común que comienzan el análisis del enfermo con un criterio singular: la individualización patológica y medicamentosa según el síndrome o cuadro nosológico dominante, siendo este el principio terapéutico fundamental de la Homeopatía que debe mantenerse en el pensamiento de sus especialistas, con independencia de que adopten o elijan un método específico.

La historia de la Homeopatía cubana es muy amplia y hermosa; hoy se aprecia el fomento de una revolucionaria y muy vanguardista estrategia basada en la doctrina del uso de complejos homeopáticos, que se enmarcan e incluyen también en la provechosa homeoprofilaxis, todo ello sin dejar de promover el uso de fármacos únicos y/o constitucionales, para de una forma individualizada poder lograr el correcto tratamiento de sanos, aquejados y dolientes. No obstante, quedan aún muchas áreas por investigar y muchos dilemas por aclarar. Resulta necesaria la conformación de equipos multidisciplinarios y transdisciplinarios para lograr el acercamiento a sus bases filosóficas, mecanismos de acción y farmacodinamia. Sin embargo, ser pasivos y esperar a que todo esté hecho para motivar al uso de la terapia homeopática, es una posición demasiado riesgosa. Hoy, que la biodiversidad se agota, las plantas, los animales, los minerales y otras especies desaparecen, y mueren millones de personas por enfermedades que pueden ser tratadas con medicamentos homeopáticos, no conviene darse ese lujo1.

Se estima que millones de personas son atendidas cada año con productos homeopáticos que tienen muy bajos reportes de reacciones adversas o complicaciones, los niños tienen mejor respuesta, consumen menos medicamentos de síntesis, las enfermedades son de evolución más corta y benigna; estos fármacos generan alivios y/o curaciones suaves prontas y duraderas, su uso permite una adecuada relación costo-beneficio y costo-ganancia, además muestran un alto índice de mejoría, con pocos fracasos en el tratamiento y buena aceptación de la población1,6.

En específico, para el especialista en MGI esta ciencia tiene gran validez en su labor comunitaria, ya que es el único especialista que atiende integralmente a la familia con un enfoque clínico-epidemiológico. La Homeopatía les ofrece la posibilidad de tratar a la embarazada, al niño desde que es recién nacido, al adulto y a los ancianos, tanto en la prevención como en sus enfermedades crónicas o agudas e incluso en epidemias; además, puede contribuir a que mejore la calidad de vida de estos pacientes. Por tanto, desarrollar Cursos Básicos de Homeopatía en la Atención Primaria de Salud conduce al avance en la comprensión y uso de esta terapia.

 

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

1. Riverón Garrote MN. La Homeopatía como propuesta válida para la atención primaria de salud. Rev Cubana Med Gen Integr [Internet]. 2012 [citado 18 Nov 2015];28(2): [aprox. 7 p.]. Disponible en: http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0864 -21252012000200007&lng=es

2. Guía para la prescripción de productos naturales. La Habana: MINSAP; 2013.

3. Konstantinov F. Fundamentos de la filosofía marxista leninista. La Habana: Editorial Ciencias Sociales; 1976.

4. Partido Comunista de Cuba. VI Congreso. Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución. Lineamiento No. 158. La Habana: PCC; 2011.

5. Carrero Figueroa MV. Hablemos de Homeopatía. Rev Cub Med Mil [Internet]. 2005 [citado 18 Nov 2015];34(2):[aprox. 3 p.]. Disponible en: http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0138-65572005000200013&lng=es

6. Moré Chang JK, Moré Chang C. La prescripción homeopática en la Atención Primaria de salud de la provincia de Villa Clara. Medicentro Electrónica [Internet]. 2011 [citado 18 Nov 2015];15(3):[aprox. 3 p.]. Disponible en: http://medicentro.sld.cu/index.php/medicentro/article/viewFile/246/337

 

 

Recibido: 18 de diciembre de 2015.
Aprobado: 15 de enero de 2016.

 

 

Carmen Xiomara Moré Chang.Dirección Municipal de Salud. Santa Clara. Villa Clara. Cuba. Correo electrónico: kenyata@capiro.vcl.sld.cu

Añadir comentario